Plaza 29 de mayoViveOcaña

@ Claudia Pino

“La Plaza de Ocaña llamada “Plaza 29 de Mayo”, está situada en el corazón de la ciudad (…), batida libremente por las brisas del norte, grande, espaciosa y llena de luz, embellecida por el frontispicio de la iglesia mayor y su torre, como por su lindo paseo de camellón embaldosado que acaba de construirse y sombreada por lozano parque.

Interesa más que todo la tosca columna que ostenta en su centro, sin belleza ni ornamentación alguna, mas ella es el orgullo y la síntesis de gloriosas tradiciones”. Estas palabras fueron escritas, en julio de 1894, por Eustoquio Quintero, sin duda el primer historiador que tuvo Ocaña, y son una muestra vivísima de la significación que ha tenido para los ocañeros este sencillo monumento durante casi siglo y medio.